Meet The Bacon: Frannerd

Este año, la segunda edición de Global Residency de Pictoline empezó con mucha fuerza, incluyendo a ilustradores increíbles. Personalmente, cuando vi el “line-up” de este año, el “headliner” para mí fue Fran Meneses, mejor conocida como Frannerd

Ya llevaba tiempo viendo sus vídeos, y amaba su estilo; podía pasar horas viendo su proceso mientras dibujaba. Conocía a algunas personas más que la conocían también, pero ciertamente no me imaginaba la popularidad que tenía hasta que unas 300 personas se quedaron afuera de Vértigo Galería con ganas de entrar a oír su plática, clamando su nombre como si fuera una rockstar. ¿Y todo esto por una nerd? Sí, totalmente. Un vistazo a su canal de YouTube o a su portafolio te hará entender por completo esta reacción (crean el hype por esta vez).

Fran podrá tener el fandom de un rockstar pero jamás la actitud de uno, y nos concedió una plática muy agradable en la que nos contó de sus experiencias como ilustradora, y hasta fangirleamos sobre Card Captor Sakura y comida. Nos contó también sobre cómo aprendió a llevar lo nerd como un estandarte, y cómo a final de cuentas son los nerds quienes hacen que las cosas sucedan.

Para los lectores que no te conocen, ¿podrías darnos una pequeña autobiografía?

Me llamo Fran y soy una ilustradora chilena. Nunca sé qué decir en mis biografías, pero estudié diseño gráfico, y fue ahí que me di cuenta que quería ser ilustradora, así que decidí terminar la carrera pero al mismo tiempo aprender por mis propios medios a ser ilustradora. Y hace casi cuatro años, Eduardo, mi marido, y yo decidimos irnos a vivir a Europa. Ese fue un cambio muy importante, pero eso es la biografía más resumida.

¿Podrías definir tu estilo en tres palabras?

Ingenuo, divertido y femenino.

Tu apodo me imagino que viene de Fran + Nerd. ¿Por qué te consideras una “nerd” y eso cómo ha influido en tu trabajo?

Me pasa que siempre he sido muy ñoña desde chica, siempre me gustó el anime y el manga. Las chicas populares siempre eran como “Te gusta el anime y el manga, eres una nerd”, y al principio me daba mucha vergüenza que me tildaran de nerd porque obviamente cuando uno es chico uno quiere ser popular y el más cool. O por ejemplo, cuando ya todas mis amigas estaban saliendo con chicos y yendo a fiestas, yo seguía pensando “Quiero dibujar, quiero ver dibujos animados”, entonces siempre me sentí super ñoña. Fue en la universidad cuando empecé a sentir un real orgullo de ser nerd.

Me gustaba esforzarme mucho con los trabajos de investigación o cuando había que tomar apuntes en clases. Yo siempre era la primera en llegar, la más puntual o la que entregaba siempre a tiempo. Y en vez de sentir una profunda pena o vergüenza de ser nerd, me pasó que por primera vez me empezó a ir muy bien en la universidad. Me empecé a llevar muy bien con los profesores, ellos empezaron a recomendarme para trabajos, para hacer comisiones, y fue muy bonito darme cuenta que ser nerd no tiene nada de malo. Porque a mi juicio, no hay nada más horrible que ir a clases y sentir que no estudiaste para la prueba, o no luchar por lo que quieres hacer de tu vida, y eso yo siento que es muy bonito de ser nerd.

Entonces tomé el término como un banderín de orgullo y me di cuenta de que mucha gente también se sintió identificada con eso. En general el ser nerd o ñoño es algo muy negativo, y por primera vez lo vi como algo positivo y a la gente le encantó.

¿Cómo comenzaste a hacer esta especie de video/diario en los que también mostrabas tus ilustraciones? ¿Qué es lo que más te gusta de hacerlos?

Partí cuando Edo y yo nos fuimos de luna de miel. Me pasó que muchos de mis amigos querían ver el viaje porque tuvimos la fortuna de viajar a muchas ciudades alrededor del mundo: a París, Boston, Nueva York, Berlín y Colonia, y nos pudimos quedar en muchos lugares porque teníamos amigos en todas estas ciudades. Sabiendo esto, todos nuestros amigos eran como “Fran, tienes que sacar fotos y mostrarnos este viaje porque es maravilloso”, y hace mucho tiempo tenía ganas de empezar un canal de YouTube, pero siempre sentí que no tenía una excusa para hacerlo; el viaje fue esa excusa.

Y cuando el viaje terminó y terminé de subir los videos dije “¿Y ahora qué hago con el canal?”. Me di cuenta de que siempre he sido una ávida consumidora de videos de YouTube, y siempre sentí que había un nicho para todos, pero no para la ilustración. Entonces le di un giro al canal que ya tenía que era como de viajes, y empecé a hablar de ilustración. Y pasó algo muy bonito, que hubo mucha gente que también sintió lo que yo sentí y se sumó, entonces ahora también hay muchos que hablan de ilustración en YouTube.

Lo que más me gusta de hacerlos es que si, por ejemplo, alguien me pregunta algo respecto a cómo ser freelance, o algo de ilustración puntual, me es mucho más fácil explicarlo, y para alguien es mucho más fácil entenderlo que leyéndolo en un texto. Antes yo tenía un blog y escribía ahí todas las preguntas que me llegaban de la gente. Me di cuenta que YouTube tiene ese lado muy interactivo y como muy didáctico; es mucho más fácil explicar y es mucho más fácil entender.

¿Tienes un video o un canal favorito de YouTube?

¿Un canal que me guste? Plant Based TravelerHolly Exley, Tori, JuicyInk, Audra Auclair, Ed Pavez y BethBeRad.

En uno de ellos mencionas que eres la reina de inventar excusas para no trabajar, pero de todas maneras tienes publicaciones constantes en tus redes sociales. ¿Cómo le haces para superar tus propios obstáculos?

Ser organizada. Me di cuenta de que la única forma de poder hacer las cosas y no procrastinar era organizándome, porque me pasa que, como mencionaba en ese video, soy la reina de hacer excusas. El problema de trabajar desde tu hogar es que siempre vas a tener algo que hacer, y me pasó que en algún punto no estaba avanzando en los proyectos que me gustaban o que el tiempo siempre me faltaba, y organizarme fue la única herramienta que tuve. Tener por ejemplo un horario semanal, o hacer listas de cosas por hacer, es lo único que me ha ayudado a poder hacer todo lo que tengo que hacer.

En otro cuentas todo el proceso que implicó publicar tu primer libro ‘A Punto de Partir’. ¿Qué significado tiene para ti y qué sentiste al tenerlo en tus manos ya impreso?

¡Aaaah! ¡Se sintió genial! El libro tiene mucho significado emocional para mí porque es la luna de miel con Eduardo, y fue un viaje muy importante porque no sólo era hacer un viaje geográfico. También fue un viaje emocional porque Eduardo se estaba postulando para un master de escritura de guión en Colonia, y en ese entonces, si bien teníamos la intuición de que Eduardo iba a quedar, no lo sabíamos con seguridad. Ese viaje fue un viaje de hacerse a la idea de que nos vamos a separar de nuestros amigos, de que vamos a dejar a nuestras familias, a la idea de vivir en un lugar en el que uno no domina el idioma… Por eso el libro es muy importante para mí, porque va ligado a muchas emociones y es un libro en el que yo hablé con muchos amigos míos con los que nos quedamos en sus casas. Con ellos también hablé mucho sobre qué sentían, sobre cómo era la experiencia de vivir lejos de la familia y de los amigos, entonces por eso ese libro es muy importante para mí.

¿Cuál ha sido la mejor comida que has probado en todos los lugares nuevos que conociste?

¡Ay no, qué difícil!

Bueno, tu Top 3:

Oh no, ¡no! Comida típica del lugar, me imagino. En Berlín me encantó el Currywurst, que son papas fritas y la salsa es de ketchup pero con curry. Es muy raro pero es increíble, y tiene salchicha. Y me encanta el Marmite, que es un extracto de levadura que lo venden en Inglaterra. O lo amas, o lo odias. El sabor es como comer mermelada de salsa de soya, es muy salado, y no me pregunten cómo pero a mí me encantó.

Yo creo que es un gusto adquirido, al principio lo odié, pero compré un frasco porque muchos de mi familia querían probarlo, entonces compré un frasco y dije “Si alguien lo quiere probar aquí está”, y un día dije “Le voy a dar una segunda oportunidad”, ¡y me encantó! Y por tercero, lo voy a tener que pensar porque ahora no me acuerdo de nada.

En tu trabajo y tus vídeos he visto muchas referencias a anime, sobre todo a Sakura Card Captor y Sailor Moon. ¿Crees que de alguna manera ver shows con heroínas femeninas haya tenido algún impacto en ti?

Si soy muy sincera, me di cuenta de eso ya muy adulta: que mis heroínas cuando era chiquita no eran princesas, eran guerreras. Eran protagonistas de una propia serie, a veces eran rescatadas pero eran ellas quienes tomaban decisiones. Su futuro estaba en sus manos, y obviamente fue muy importante para mí porque siempre me sentí muy activista en cuanto a diseñar personajes femeninos que tuvieran esa fuerza y que fueran personajes tridimensionales.

Es lo que me pasa con Disney, me encantan sus películas pero siento que las princesas, al menos de la antigua generación, suelen ser damiselas en peligro, o no tienen emociones o conflicto interno, no tienen defectos, entonces me es muy difícil sentirme identificada con una princesa de Disney. Hoy en día son mucho más personajes ricos y complejos, pero fue muy importante para mí verme rodeada o crecer con estas heroínas porque todos mis personajes, al menos los que yo diseño, o los que yo quiero llegar a ser son personajes fuertes y complejos.

¿Estás viendo algún anime ahorita? ¿O cuál fue el último que viste o el último manga que leíste?

Estoy re leyendo Card Captor Sakura, obviamente, porque el hacer una novela gráfica necesitaba inspiración de cómo diagramar páginas, y siento que los japoneses son increíbles a la hora de hacer eso y de componer personajes. Entonces quise releer ese para inspirarme un poco. Y creo que el último anime que vi fue una serie muy buena que se llama Kiss Him, Not Me, es maravilloso, me reí un montón. También obviamente vi Death Note, Attack on Titan, que estoy muy emocionada porque ya salió la nueva temporada, aunque todavía no la he visto.

¿Viste Yuri on Ice?

Sí. Y ahora parece que acaban de sacar el trailer así que estoy como “¡Aaah!” Me pasa que Edo ve algunos animes conmigo. Attack on Titan lo vimos juntos, y Death Note también, pero como Edo es un guionista, necesita un anime que sea como muy complejo y con giros en la trama muy sorprendentes, y me pasa que hay algunos animes que decido ver sola como tiempo para mí.

¿De dónde salieron las caras que haces al final de cada video?

¡Qué buena historia! Nunca alguien me había preguntado eso. Mis padres tienen muchos hermanos, y del lado paterno tengo muchas primas de una edad muy similar a la mía y crecí con ellas, son mis mejores amigas. Yo sé que suena extraño que un familiar tuyo sea tu mejor amigo, pero ellas son lo máximo y las adoro. En fin, pasa que sólo por ser divertidas empezamos a sacarnos fotos con caras feas, porque me di cuenta de que, al menos cuando era más adolescente, no era muy fotogénica. Y en vez de esforzarme por salir bien, decidí ser activista de caras feas.

Entonces cada vez que hacíamos caras bonitas, yo evidentemente salía mal como tratando de encontrar mi ángulo, etc., entonces dije “Me rindo, voy a sacar las caras feas”, porque uno siempre sale bien cuando se pone caras feas. Entonces he tenido creo que 15 años de práctica en ver realmente cuál es mi peor cara, y no recuerdo cuál fue el primer video en el que hice las caras feas pero sentí que era una forma divertida de acercarme a la gente y no tomarme en serio. No hay nada más bonito a mi parecer, que alguien que no se toma en serio.

En ese sentido aprecio mucho cuando la gente se ríe de uno, o no me gusta la gente que es como “Soy cool y soy indiferente, todo me da lo mismo”. Encuentro que es tan importante saber reírse de los defectos y de cuando uno se cae en la calle, o se tropieza. No sé, esa es para mí una cualidad muy importante que busco en mis amigos o en mis colegas de trabajo, y no sé por qué sentí que era muy importante hacerle saber a la gente que, si bien soy ilustradora, y soy profesional, tengo este lado divertido en que no me tomo en serio, y sentí que era como una instancia para acercarme a alguien que no me conociera o alguien que veía mis vídeos por primera vez.

Si pudieras crear una carta Clow, ¿cuál sería?

¡Ah! ¡Qué difícil! Para la grabación. (risas) A ver, sería como mis necesidades… Porque las cartas Clow, la idea es que te ayudan en cosas que a ti te cuestan. Podría ser como la “Carta Planner” o la carta de organización, me encantaría tener una carta asistente. Que es una carta a la que le podría pedir las cosas aburridas como “Carta, anda al correo”, y va con todos los pedidos o “Carta, tráeme café” o algo así, no sé. Alguien con quien pudiera trabajar lado a lado, pero que quizás las cosas que no tengo tiempo de hacer o que no me salen tan bien podría pedirle a esta carta. Esa es mi respuesta más sincera. ¡No es nada mágico, qué vergüenza!

¿Qué opinas de iniciativas como Global Residency de Pictoline?

Me parece increíble lo que hacen. Cuando supe que lo estaban haciendo pensé “Obvio que estos chicos tienen esta enorme y maravillosa posibilidad de hacerlo”, pero después pienso la fortuna que es para mí que alguien me invite, alguien que pague por mi pasaje aéreo y decida mandarme al otro lado del mundo. Me siento súper honrada de venir y de que me hayan invitado. Aparte que hace mucho tiempo que admiro su trabajo, entonces que ellos me inviten a mí siento a veces que es broma, como “No, esto no puede ser. ¿Dónde están las cámaras?”.

Pero me parecen instancias maravillosas porque agencias u oficinas como Pictoline lo que hacen es darle la oportunidad a artistas reconocidos, o no tan reconocidos, de que tengan un espacio en esta plataforma. Y también conocer a la oficina, conocer a la gente que trabaja aquí, la ciudad de México… entonces el trabajo que hacen tiene muchas capas. La capa de trabajar en este equipo que es increíble. Tienen también algo muy bonito que no lo había verbalizado antes, pero ellos están dando a conocer la ciudad de México y a México como país, como “Estamos tan orgullosos de nuestro país, que te invitamos para que puedas estar acá y conocerlo”. Así que me encanta lo que hacen y agradezco muchísimo la oportunidad de no sólo venir, pero el orgullo de que les esté yendo tan bien de que puedan invitar a gente de todas partes del mundo.

En un mundo lleno de noticias, ¿cómo te mantienes informada?

Hoy en día, Twitter. Lo que me gusta de Twitter es que si uno necesita una noticia rápido, te da como un pedazo de información muy corto y puedes estar al tanto de lo que va pasando, ahí me mantengo informada.

Las personas quieren todo al instante, ¿esto de qué manera influye/afecta al arte/ilustración?

Afecta muchísimo. El otro día me preguntaban qué es lo que menos te gusta de dibujar y es que siento que me toma mucho tiempo. Y es que estamos muy (mal) acostumbrados a que todo sea muy instantáneo y rápido, y siento que instancias en las que uno dibuja o todo lo que sea artístico o creativo, todo se vuelve demasiado lento. Entonces si es que hay algo que ha, no sé si entorpecido pero no facilitado, que todo sea tan instantáneo es la sensación de que lo que hago se siente muy lento. Pero también necesitas ser lento o al menos tener un paso mucho más pausado para que esté bien construido, para que esté hecho con amor, con calma y con dedicación.

Creadores mexicanos favoritos:

Todo el equipo de Pictoline siempre para mí ha sido como el top de México. Jorge Alderete también, que es argentino pero vive aquí, lo siento más mexicano que argentino. No sé, ojalá que él opine lo mismo. Amo a Natalia Lafourcade con todo mi corazón, la amo con locura. Qué ganas de conocer a Natalia. Ah, y antes de que se me olvide, Alejandro Magallanes.

¿Ya fuiste a la Increíble Librería?

Estoy al lado y lo único que quiero es ir con Eduardo, porque ayer me di cuenta de lo cerca que estoy y dije “Eduardo, yo no voy a ir sin ti”, así que tenemos que ir juntos. Pero sí, Alejandro es lo máximo.

¿Qué te llevas de Pictoline y qué les dejas?

¿Qué me llevo? Las ganas de tener algo así. Me encantaría tener una oficina y trabajar con gente. Estoy muy acostumbrada a trabajar en soledad, conmigo o con mis gatos, y siento que hay muchas cosas que uno no puede hacer en soledad. Los proyectos toman más tiempo en hacer, o el trabajar con más personas hace que tú tengas visiones diferentes de la vida, todos tienen experiencias en cosas diferentes. No sé, el trabajar con gente enriquece tu trabajo en todo sentido, entonces tengo ganas de hacer eso. No necesariamente hacer un Pictoline 2 en Inglaterra pero me encantaría tener un equipo de trabajo y trabajar con gente, tener una oficina, llegar a trabajar y que haya gente. Qué ganas de tener eso donde viva.

Y cosas que les dejo… ¿Los bacons que hice quizás? No sé. Pero me encantaría haberles aportado algo quizás aunque haya sido como una sonrisa o un buen día laboral o haberme tomado un café con ellos, o aunque sea una instancia cotidiana muy pequeñita, haberles alegrado el día en algún grado. Para mí es suficiente, porque yo siento que yo fui la que más aprendí de ellos que al revés.

¿Cómo Edo y tú se complementan tanto creativa como laboralmente?

Lo bonito de nuestra relación es que Edo escribe y yo ilustro, entonces siempre nos complementamos mucho porque nuestras áreas de trabajo son diferentes, pero el proceso creativo es el mismo. Entonces ha pasado muchas veces en que él está pasando por un bloqueo creativo muy fuerte y yo no, entonces yo le puedo ayudar a que salga. Y cuando yo estoy pasando por un mal momento él me ayuda, salimos a caminar y eso es muy genial. Nos complementamos en cuanto al proceso, nos ayudamos y nos damos ideas y feedback.

Cuando él tiene preguntas por ejemplo con sus textos yo los leo y le doy mi opinión, y él también me dice cosas como “Mira Fran, esta expresión está rara o quizás podrías hacer esto” porque él también ha leído muchos más cómics que yo. Se crío leyendo Marvel y Batman, Superman, entonces tiene una visión mucho más rica de lo que es el cómic, y me da mucho feedback de cómo funcionan las viñetas, o cómo se ordenan los textos, cuál es el orden de lectura de una página.

Me ha complementado mucho en ese sentido, y también nos complementamos porque ahora empezamos a trabajar juntos, él escribió la novela gráfica de El Libro de La Amistad, que es el próximo libro que vamos a sacar juntos. Y es la primera vez que trabajamos de una forma más en serio, hemos avanzado en conjunto en algo que nunca antes habíamos hecho. Es muy interesante convivir y estar casada con alguien que también es creativo. No sé cómo lo hacen las otras parejas, estoy muy mal acostumbrada a vivir con alguien así, entonces siempre nos estamos contando ideas y proyectos que queremos hacer, y libros que estamos leyendo y música que nos encanta, entonces siempre es como dar y recibir feedback de todos lados. Es increíble.

Y si le pudieras dar súperpoderes a tus gatos, ¿cuáles serían?

Me encantaría que Cereal me hiciera masajes, así que le daría el súper poder de masajista. (risas) Y Hamburguesa… me encantaría que tuviera el poder de hacer aseo y lavar platos. Es el más aburrido del mundo pero como estoy en mi casa todo el día, a veces sería genial recibir ayuda. Porque ellos el único trabajo que tienen es ser suaves, ellos no pagan arriendo ni aportan monetariamente al hogar, entonces sería genial que aportaran con algo además de ser suaves.

Este es un dibujo de Fran si fuera puerquito:

Puedes ver más trabajo de Frannerd en su sitio webcanal de YouTube, Instagram y Twitter.